LA CARA OCULTA DEL COMERCIO DE ANIMALES EXOTICOS

Autodescodificacion de ADN por Consciencia

La cara oculta del comercio de animales Exóticos

La cara oculta del comercio de animales Exóticos

Se calcula que el tráfico ilícito de fauna silvestre mueve millones de dólares anuales, un volumen solo superado por el que genera el mercado negro de la droga, las armas y la trata de seres humanos.
IMAGEN-6266114-2
España se adhirió al Convenio sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre (CITES) en 1986 (aunque inicialmente fue firmado por primera vez en Washington en 1973) y regula a 33.000 especies-28.000 de ellas de flora y 5.000 de fauna- y establece tres categorías, desde las que no pueden ser compradas hasta las que pueden serlo de manera controlada.

VIDEO DOCUMENTAL: Lo Que hay detrás del comercio de animales Exóticos


johan1El Convenio CITES establece una red mundial de controles del comercio internacional de especies silvestres amenazadas y de sus productos, exigiendo la utilización de permisos oficiales para autorizar su comercio. Por tanto, la protección se extiende a los animales y plantas, vivos o muertos, sus partes, derivados o productos que los contengan; es decir, también se protegen las pieles, marfiles, caparazones, instrumentos musicales, semillas, extractos para perfumería, etc. elaborados a partir de especímenes de especies incluidas en el Convenio.
 El objetivo es asegurar que el comercio internacional de especies de animales y plantas de origen silvestre sea sostenible y no ponga en peligro su supervivencia. Esto supone esencialmente prohibir el comercio de las especies en peligro de extinción y regular el comercio de las especies amenazadas o en peligro de estarlo.
En España están vigentes, además, la Ley de Contrabando, el Código Penal (artículo 16) y la denominada Ley de Animales Potencialmente Peligrosos. Infringir la legislación, ya sea por parte de personas que se dedican a la compraventa de animales exóticos o por particulares que aprovechan algún viaje para comprarlos, implica en España desde una multa de 18.000 euros hasta dos años de cárcel.
El SEPRONA persigue el tráfico ilegal de los animales exóticos en aeropuertos, puertos, fronteras y envíos postales, y encuentra desde aves embutidas dentro de tubos de pvc hasta tortugas camufladas en los bajos de los coches o bajo los asientos.
11052012_AP110522013959_600
En los Estados Unidos, la legislación que regula la propiedad privada de animales exóticos la dicta cada estado, dando lugar a limbos jurídicos y cierta laxitud. Por medio de subastas, criadores clandestinos, ventas ilegales por internet y otras artimañas, se venden y compran animales exóticos. Y mas grave aún es el tratamiento que sufren estos animales muchos de los cuales mueren por el camino debido al acinamiento y a las condiciones de salubridad que evidentemente al ser actividades ilegales, escapan de todo control.
loros trafico